Pozo de luz

Icono

De todo un poco y un poco de todo

Dylan Premio Principe de Asturias de las Artes

1181723125_extras_portada_0.jpg

ELMUNDO.ES | AGENCIAS

MADRID.- Bob Dylan ha sido distinguido con el Premio Príncipe de Asturias de las Artes 2007. El fallo del jurado se ha hecho público en el hotel de la Reconquista, en Oviedo.

El acta del jurado, a la que dio lectura su presidente, el ex ministro de Comercio José Lladó, subraya el carácter “austero en las formas y profundo en los mensajes” de Robert Allen Zimmerman, que conjuga “la canción y la poesía en una obra que crea escuela y determina la educación sentimental de muchos millones de personas”.

Su obra, añade, es “fiel reflejo del espíritu de una época que busca respuestas en el viento para los deseos que habitan en el corazón de los seres humanos”.

Robert Allen Zimmerman es su nombre de pila y nació en 1941 en Duluth, Minessota (EEUU). Dylan es uno de los músicos más importantes de la historia del siglo XX, y es autor de canciones tan famosas como ‘Knocking on heaven’s door’ y ‘Like a rolling stone’. Ha sido nominado varias veces al Premio Nobel de Literatura.

Además de compositor, el estadounidense es escritor y poeta. Su último disco, ‘Modern Times’, que se publicó el pasado mes de en agosto, le ha vuelto a colocar, a sus 65 años, en la cabeza de las listas de ventas en Estados Unidos.

El Premio Príncipe de Asturias de las Artes es el segundo de los ocho galardones internacionales que convoca este año la Fundación Príncipe de Asturias.

Anuncios

Archivado en: Música

Mishima.

 

Yukio Mishima

750) this.width=750″ />Biografia
Hijo de Azusa Hiraoka, secretario de Pesca del Ministerio de Agricultura. Pasó los primeros años de su infancia bajo la sombra de su abuela, Natsu, que se lo llevó y lo separó de su familia inmediata durante varios años. Natsu provenía de una familia vinculada a los samurai de la era Tokugawa, ella mantuvo aspiraciones aristocráticas -el nombre de juventud de Mishima, “kimitake”, significa “príncipe guerrero”- aún después de casarse con el abuelo de Mishima, un burócrata que había hecho su fortuna en las fronteras coloniales. Tenía mal carácter y se exacerbó por su ciática. El joven Mishima acudía a masajearla para aliviar su dolor. Ella tenía tendencia a la violencia, incluso con salidas mórbidas cercanas a la locura que serán posteriormente retratadas en algunos escritos de Mishima. Algunos biógrafos opinan que Natsu favoreció la fascinación de Mishima por la muerte. Ella leía francés y alemán, y tenía un exquisito gusto por el Kabuki. Natsu no permitía que Mishima jugase a la luz del sol, practicase algún deporte o que tuviera juegos rudos con otros chicos de su edad. Prefería que pasase su tiempo solo o jugando a las muñecas con sus primas, incluso se habla de unos escritos de primera juventud que su padre rompió ante la mirada del joven Mishima.

Exento del servicio militar por sufrir tuberculosis, no participó en la guerra, suceso que él mismo entendió como una humillación.

Generacionalmente es considerado parte de la “segunda generación“ de escritores de posguerra, junto con Kobo Abe.

Su ensayo más importante, Bunka boueiron (En defensa de la cultura), defendía la figura del Emperador, como la mayor señal de identidad de su pueblo. Más tarde formaría la Sociedad del Escudo (Tatenokai), con un fastuoso uniforme que él mismo diseñó y en el que pretendía reencarnar los valores nacionales de “su” Japón tradicional.

Durante los años 60 escribió sus más importante novelas.

Dentro de estas obras, destaca su tetralogía El mar de la fertilidad, compuesta de las novelas Nieve de primavera, Caballos desbocados, El templo del alba y La corrupción de un ángel (esta última editada póstumamente), que, en su conjunto, constituyen una especie de testamento ideológico del autor, que se rebelaba contra una sociedad para él sumida en la decadencia moral y espiritual.

La mañana del “incidente” del 25 de noviembre de 1970, Mishima llevaba la última parte de esta tetralogía a su editor. Después se dirigió junto con los miembros de su grupo a un cuartel del ejército que ocuparon, y tras un discurso a la tropa, él y su compañero Masakatsu Morita se suicidaron mediante seppuku. Mishima realizó su seppuku en el despacho del General Kanetoshi Mashita. Su kaishaku (asistente) trató 3 veces de decapitarlo sin éxito. Finalmente, fue Hiroyasu Koga quién realizó la decapitación. Posteriormente, Masakatsu Morita intentó realizar su propio seppuku. Aunque sus cortes fueron poco profundos para ser fatales, hizo una señal a Koga para que también le decapitase. Con su muerte desapareció uno de los críticos más lúcidos de la sociedad japonesa de posguerra, un artista superdotado y que marcó señaladamente un rumbo en la historia de la literatura japonesa contemporánea.

Estudios y primeros trabajos
A la edad de 12, Mishima comenzo a escribir sus primeras historias. Leyó vorazmenete las obras de Wilde, Rilke, y numerosos clasicos japoneses. Aunque su familia no era tan rica como las de los otros estudiantes de su colegio, Natsu insistió en que asistiera a la elitista Escuela Peers (donde acudía la aristocracia japonesa, y de forma eventual, plebeyos extremadamente ricos).

Después de seis años de colegio desdichados, continuaba siendo un adolescente frágil y pálido, aunque empezó a prosperar y se convirtió en el miembro más joven de la junta editorial en la sociedad literaria de la escuela. Fue invitado a escribir un relato para la prestigiosa revista literaria, Bungei-Bunka (Cultura literaria) y presento Hanazakari no Mori (El bosque en todo su esplendor). La historia fue publicada en forma de libro en el año 1944, aunque en una pequeña tirada debido a la escasez de papel en tiempo de guerra.

Mishima fue llamado a filas de la Armada japonesa durante la Segunda Guerra Mundial. Cuando paso la revision medica coincidió con que estaba resfriado, y de forma espontánea le mintió al doctor de la armada sobre que tenía síntomas de tuberculosis y debido a ello fue declarado incapacitado. Aunque a Mishima le alivio mucho el no tener que ir a la guerra, continuo sintiéndose culpable por haber sobrevivido y haber perdido la oportunidad de una muerte heroica.

Aunque su padre le había prohibido escribir ninguna historia mas, Mishima continuo escribiendo en secreto cada noche, apoyado y protegido por su madre Shizue, quien era siempre la primera en leer cada nueva historia. Después de la escuela, su padre, que simpatizaba con los nazis, no le permitiria ejercer una carrera de escritor, y en lugar de ello le obligo a estudiar Ley alemana. Asistiendo a lecturas durante el dia y escribiendo durante la noche, Mishima se graduo de la elitista Universidad de Tokio en el año 1947 en Derecho. Obtuvo un trabajo como oficial en el Ministerio de finanzas del Gobierno y se estableció para una prometedora carrera.

Sin embargo, acabo tan agotado, que su padre estuvo de acuerdo con la dimisión de Mishima de su cargo durante su primer año, cosa que hizo para dedicar su tiempo a la escritura.

Literatura de post guerra
Mishima comenzo su primera novela, Tōzoku (Ladrones), en 1946 y la publico en 1948, colocándose en la Segunda generación de escritores de posguerra (la cual es una clasificación en la Literatura japonesa moderna, para los escritores que aparecieron en la escena literaria de posguerra entre 1948 y 1949). Le siguió Kamen no Kokuhaku (Confesiones de una mascara), una obra autobiografica sobre un joven de homosexualidad latente que debe esconderse tras una mascara para encajar en la sociedad. La novela tuvo un enorme éxito y convirtió a Mishima en una celebridad a la edad de 24 años.

Mishima fue un escritor disciplinado y versátil. No solo escribió novelas, novelas de series populares, relatos y ensayos literarios, también obras muy aclamadas para el teatro Kabuki y versiones modernas de dramas Nō tradicionales.

Su escritura le hizo adquirir fama internacional y un considerable seguimiento en Europa y América, y muchos de sus obras más famosas fueron traducidas al inglés.

Viajo ampliamente, siendo nominado para el Premio Nobel de literatura en tres ocasiones, y fue pretendido por muchas publicaciones extranjeras. Sin embargo, en 1968 su primer mentor Yasunari Kawabata gano el premio y Mishima se dio cuenta de que las posibilidades de que fuera concedido a otro autor japonés en un futuro próximo eran escasas. Se cree también que Mishima quiso dejar el premio a Kawabata, de más edad, como muestra de respeto para el hombre que le había presentado a los círculos literarios de Tokio en la década de los 40.

Vida privada
Tras Confesiones de una mascara, Mishima trato de dejar atrás al joven hombre que había vivido solo dentro de su cabeza, continuamente coqueteando con la muerte. Intento vincularse al mundo real y fisico, realizando una estricta actividad fisica. En 1955, Mishima practico entrenamiento con pesas, y no interrumpió su régimen de entrenamiento de tres sesiones por semana durante los ultimos 15 años de su vida. Del material menos prometedor forjó un impresionante fisico, como muestran las fotografías que se hizo. También llegó a ser muy habil en Kendo (el arte marcial japonés de la esgrima).

Aunque visitó bares gay en Japon, Mishima permaneció como observador, y solo tuvo encuentros con hombres cuando viajo al extranjero. Después de considerar brevemente el enlace con Michiko Shoda—ella se convertiría después en esposa del Akihito—se casó con Yoko Sugiyama en 1958. En los tres años siguientes la pareja tuvo una hija y un hijo.

En el año 1967, Mishima se alistó en las Fuerzas de autodefensa de Japón y tuvo un entrenamiento basico. Un año más tarde, formó la Tatenokai (Sociedad Escudo), una milicia privada, compuesta sobre todo por jóvenes estudiantes patrióticos que estudiaban principios de artes marciales y disciplinas fisicas, y que fueron entrenados a través de las Fuerzas de autodefensa de Japón bajo la supervisión de Mishima.

En los ultimos diez años de su vida, Mishima actuó en varias peliculas y co-dirigió una adaptación de una de sus historias, Yûkoku.

Suicidio Ritual
El 25 de Noviembre de 1970, Mishima y cuatro miembros de la Tatenokai visitaron con un pretexto al comandante del Campamento Ichigaya – el cuartel general de Tokio del Comando oriental de las Fuerzas de autodefensa de Japon. Una vez dentro, procedieron a cercar con barricadas el despacho y ataron al comandante a su silla. Con un manifiesto preparado y pancartas que enumeraban sus peticiones, Mishima salió al balcón para dirigirse a los soldados reunidos abajo. Su discurso pretendia inspirarlos para que se alzaran y dar un golpe de estado y devolver al Emperador a su legitimo lugar. Solo consiguió molestarlos y que le abucheran y se mofaran de él. Como no fue capaz de hacerse oír, acabo con el discurso tras solo unos pocos minutos. Regreso a la oficina del comandante y cometió seppuku. La costumbre de la decapitación al final de este ritual le fue asignada a Masakatsu Morita, miembro de la Tatenokai. Pero Morita, del cual se rumoreaba que había sido amante de Mishima, no fue capaz de realizar su tarea de forma adecuada: después de varos intentos fallidos, le permitió a otro miembro de la Tatenokai, Hiroyasu Koga, acabar el trabajo. Morita entonces intento el seppuku y fue también decapitado por Koga.

Otros elementos tradicionales del suicidio ritual fue la composición de jisei, (un poema compuesto por uno mismo cuando se acerca la hora de su propia muerte), antes de su entrada en el cuartel general.[1]

Mishima preparo su suicidio meticulosamente durante al menos un año y nadie ajeno al cuidadosamente seleccionado grupo de miembros de la Tatenokai, sospechaba lo que estaba planeando. Mishima debía haber sabido que su intento de golpe jamas podría haber tenido éxito y su biografo, traductor, y antiguo amigo John Nathan sugiere que fue solo un pretexto para el suicidio ritual con el cual Mishima tanto había soñado. Mishima se aseguró de que sus asuntos estuvieran en orden e incluso tuvo la previsión de dejar dinero para la defensa en el juicio de los otros 3 miembros de la Tatenokai que no murieron.

Repercusión
El suicidio de Mishima ha estado rodeado de mucha especulación. En el momento de su muerte acababa de terminar el libro final de su tetralogía El mar de la fertilidad, compuesta por las novelas Nieve de primavera, Caballos desbocados, El templo del alba y La corrupción de un ángel (esta última editada póstumamente), que, en su conjunto, constituyen una especie de testamento ideológico del autor, que se rebelaba contra una sociedad para él sumida en la decadencia moral y espiritual. Fue reconocido como uno de los más importantes estilistas del lenguaje japonés de posguerra.

Mishima escribió 40 novelas, 18 obras de teatro, 20 libros de relatos, y al menos 20 libros de ensayos así como un libreto. Una gran porción de su obra se compone de libros escritos rápidamente solo por los beneficios monetarios, pero incluso no teniendo en cuenta estos, seguimos teniendo una parte sustancial de su obra.

Aunque su fin puede haber pretendido ser algún tipo de testamento espiritual, la naturaleza teatral de su suicidio, la poses cursis en las fotografías para las que poso y la ocasional naturaleza patética de su prosa seguramente han perjudicado a su legado. En las academias, tanto japonesa como anglo-americana, hoy, Mishima no tiene virtualmente voz, sobre todo porque sus opiniones de derechas no son politicamente correctas. Sin embargo, fuera de la academia las obras de Mishima siguen siendo populares tanto en Japon como en el resto del mundo.

Obras principales
– Confesiones de una mascara, 1948.
– Sed de amor, 1950.
– Colores prohibidos, 1954.
– El rumor del oleaje, 1956.
– El pabellón de oro, 1956.
– Después del banquete, 1960.
– El marino que perdió la gracia del mar,, 1963.
– El mar de la fertilidad (tetralogía), 1964-1970
* Nieve de primavera.
* Caballos desbocados.
* El templo del alba.
* La corrupción de un ángel.
– Música, 1972
– Lecciones espirituales para los jóvenes samurais

Su carácter narcisista le llevó a participar en representaciones teatrales, espectáculos públicos y películas como Yokoku , (llamada en occidente “Patriotismo”, o, en Japón, El rito de amor y de muerte ) corto en el que protagonizaba su propio seppuku.

Obras sobre Mishima
– Mishima, película de Paul Schrader, 1985.
– Vida y muerte de Yukio Mishima, por Henry Scott Stokes en 1974.
– Mishima o la visión del vacío, ensayo de Marguerite Yourcenar.
– Mishima, biografía escrita por John Nathan, su traductor
– Mishima, o el placer de morir, análisis psicológico de Mishima por Juan Antonio Vallejo-Nágera en 1978.
– Un parque, ópera de Luis de Pablo (2006) sobre un relato de Mishima.

Algunos links:
Seppuku
Filosofía y fascismo en Yukio Mishima

Fuente: Wikipedia y Taringa

Archivado en: Literatura

Bonitos palabros

nakhur del idioma persa. Un camello que no dará leche salvo que se le cosquillee encima del labio superior.
areodjarekput del Inuit. Intercambiar esposas sólo durante unos pocos días.
cigerci del turco. Vendedor de pulmones e hígados.
seigneur-terrasse del francés. Persona que pasa mucho tiempo en un bar pero gastando poco dinero
Torschlusspanik del alemán. Miedo a perder oportunidades a medida que se va envejeciendo (a menudo se aplica al miedo de las mujeres a que se les pase la edad de poder tener hijos).
pana po’o del hawaiano. Rascarse la cabeza para intentar recordar algo.
Schadenfreude del alemán. El malvado sentimiento de placer al ver a alguien – que no nos gusta – caer en desgracia.
Ohrwurm del alemán. Música que se te mete en la cabeza en contra de tu voluntad y que no te la puedes quitar de encima. (literalmente gusano de la oreja).
Tingo del idioma de la Isla de Pascua. Ir tomando prestadas las cosas de casa de un amigo, una por una, hasta que no queda nada más.
El idioma albanés tiene 27 palabras para diferentes tipos de bigote.
El arcoiris tiene siete colores, pero en el idioma Shona de Zimbabwe sólo tiene cuatro y en el Basa de Liberia sólo existen las palabras “ziza” (para el rojo, naranja y amarillo) y “hui” (para el verde, azul y violeta).

neko-neko de Indonesia. El que tiene una idea creativa que sólo hace que las cosas se pongan peor.
skeinkjari de las Islas Feroe. El hombre que va entre los invitados a una boda, ofreciéndoles bebidas alcohólicas.
koro del japonés. El miedo histérico a que el propio pene se esté hundiendo – y desapareciendo – dentro del cuerpo.

Del libro In other Words escrito por C.J.Moore, una bella selección de palabras para sensaciones:

yoko meshi del japonés. La sensación de estrés que produce tener que hablar en una lengua extranjera.
saudade del portugués. La sensación de pena y el recuerdo de algo que se ha perdido, que nos es lejano, pero que tal vez alguna vez volvamos a recuperar en un futuro. Una especie de placer morboso en la adversidad.
litost del checo. Usada por Milan Kundera, se define como “una sensación de tormento creada por la visión repentina de la propia miseria.”
razbliuto del ruso. La melancolía por haber perdido un amor. El sentimiento que se tiene hacia una persona que se quería pero por la que ya no se siente lo mismo.
lagom del sueco. Un estado intermedio entre los extremos; ni mucho ni demasiado poco, simplemente la cantidad justa.

mamihlapinatapei del idioma indígena de la Tierra de Fuego. Un expresivo y lleno de significado silencio.

igunaujannguaq del idioma inuit. Literalmente, morsa muerta congelada, es el nombre de un juego en que uno de los participantes tiene que quedarse totalmente quieto mientras pasa a través de un aro.
sunasorpok del idioma inuit. Comerse las sobras de la comida de otra persona.
kejeblos de Indonesia. Caerse accidentalmente por un agujero.
desortijarse del castellano del Caribe. Devolver el anillo de compromiso.

mencomot de Indonesia. Gente que roba objetos de poco valor para divertirse.
karoshi del japonés. Muerte causada por el sobreesfuerzo en el trabajo.
pu’ukaula del hawaiano. Usar la propia esposa como garantía de una apuesta.

katahara itai del japonés. Reír hasta que te duela la barriga.
gigi rongak del malayo. El espacio que hay entre los dientes.
bakku-shan del japonés. Una chica que parece atractiva vista desde espaldas pero que no lo es cuando se la ve de frente.
Kummerspeck del alemán. El sobrepeso que se gana cuando se come de más por problemas emocionales.
Backpfeifengesicht del alemán. Una cara que está pidiendo a gritos llevarse una buena bofetada.
uitwaaien del holandés. Salir a pasear cuando hace viento, por diversión.
koshatnik del ruso. Tratante de gatos perdidos.
aviador del castellano de Centroamérica. Un funcionario del gobierno al que sólo se le ve en su puesto de trabajo el día que se cobra.
Vori Vori de Fidji. Hombre casado que regularmente es infiel a su(s) esposa(s).

age-otori del japonés. Tener peor aspecto después de un corte de pelo.
iktsuarpok del idioma inuit. Salir fuera frecuentemente para ver si alguien viene.
Scheissenbedauern del alemán. La molestia que se siente cuando uno se da cuenta de que las cosas no eran tan malas como uno había esperado en un principio.
dozvonit’sya del ruso. El tiempo que se espera desde que se llama a la puerta hasta que te abren.

Fuente:

Extracto de un post de Taringa

http://www.themeaningoftingo.com/

Archivado en: Curiosidades

¿Quien ha visto a esta niña?


Esta niña inglesa de tres años ha sido secuestrada en Portugal mientras estaba durmiendo en el hotel.
PLEASE send this to everyone you know, it’s Maddie Mc Cann, the little english girl that was kidnapped while spending her holidays in Portugal with her family.
¡¡¡GRACIAS!!! THANK YOU!!!!!!!!

Archivado en: Uncategorized

KURT COBAIN POR CHARLY GARCIA

KURT COBAIN POR CHARLY GARCIA
Nota de la revista RollingStone

Ahora que casi nadie discute a Kurt Cobain como la última leyenda completa del rock and roll, es fácil apegarse a los gestos de dolor y homenaje de aquel otoño de 1994. Pero por entonces las cosas no estaban tan claras. No todo el mundo -seguramente ni siquiera él mismo- entendía que esa angustia irremediable era compatible con el puesto número uno de MTV.

El hombre suburbano
“El fenómeno Cobain empezó a repercutir en mí a partir de la forma en que la gente lo identificó conmigo. A tope. Pero si bien yo tengo algo de poeta maldito, nunca fui un tipo… Qué sé yo, cuando yo me tiré no me quise matar ni ahí. No tenía ese morbo que tenía él con la muerte. Tampoco me pasó eso que dejó dicho en la nota de suicidio, que quería ser como Freddy Mercury. ¡Mirá a quién eligió! Me parece un tipo súper suburbano, Kurt. Si viviera en Argentina estaría en Castelar. En serio. Nirvana sería un grupo del Oeste.”

El auto-boicot
“Con Nirvana me pasa un poco lo mismo que me pasa con Marilyn Manson: me gusta más lo que representan que lo que hacen. De Nirvana no me gustan todas las canciones. Llega un punto en que me parece muy monótono, o hasta estúpido. Pero me gusta lo que defienden y también esa cosa anticomercial dentro de las posibilidades que te dan 200 millones de discos vendidos. Ir a un show y no tocar el hit, por ejemplo. Ese auto-boicot me parece interesante. Para alguna gente es antiprofesionalismo, pero para mí es muy romántico. Y ese tipo me parecía muy romántico. No era punk. Es decir, era punk en la desfachatez y en la generación, pero estaba muy tamizado por Neil Young, que fue el primer alternativo; por la cosa helpless de Neil Young. Desamparado.”

El Folklorista
“Se juntó todo en un petisito que tenía mucha polenta. Tocaba la guitarra de una forma muy rara; era un mal buen guitarrista. Tocaba como si tocara folklore. Vos ves tocar a George Harrison, a Cafrune y al de Nirvana, y te vas a dar cuenta que Cobain toca como Cafrune. Las posiciones ortodoxas: la Mayor poniendo los tres deditos acá, el mi Mayor así… Jamás escuchó jazz en su vida, ni quiere saber lo que es una séptima. Eso me parece bueno. Es raro, por eso llamaba la atención. Y como cantante es buenísimo. La fonética del tipo es muy musical, tiene algo johnlennonesco en el rango de voz. O sea: es buenísimo en todo, ¿qué querés que te diga? ¡Es mejor que yo, lo siento!”

La Heroína
“Escuchando Nirvana en Punta del Este, con la pata apoyada en la ventana, vino una tormenta terrible, cayó el vidrio y me cortó el tobillo. ¿Ves? Acá tengo una cicatriz chiquitísima. Me quedó el hueso al aire. Me inyectaron morfina en la médula. Me dijeron «Te vamos a tener que inyectar morfina». Y yo contesté: «¡Ponele más, boludo, ponele toda la que quieras!». Esa fue la vez que se armó todo el quilombo y me echaron de Punta del Este. Me fui caminando del hospital a la casa de David Lebón en José Ignacio. A lo que voy es que eso es lo que hace la morfina, una sensación de bienestar increíble. Pero no es muy práctica. Imaginate la heroína… Yo la fumé, no me la inyecté nunca. Pero si es como dicen, debe ser tremenda. Y Kurt pretendía curarse el dolor de estómago con heroína. Tampoco era muy práctico que digamos.”

El amor duro
“Parte de la identificación que siento con él, supongo, tiene que ver con que a mí también me internaron, y pasé cosas como él. Hay algo que quiero que se publique: estoy absolutamente en contra del método que utilizaron la Courtney y mi mamá para internarme a mí e internar a Kurt. Eso que se llama amor duro . Es un método que consta en no explicarle nada al que se supone que está mal, cerrarle todas las vías de acceso a cualquier tipo de cosa, dejarlo en la lleca… «Prefiero que esté muerto antes que sea drogadicto», eso lo escuché de mi propia madre. Te vuelven loco. Y una vez que te vuelven loco, firmás un papel y te intervienen. Te cortan la vida, te sacan de tu casa, te cagan a trompadas, te meten en una clínica de hijos de puta que hacen guita con eso, que curran con la merca, la heroína y los padres adinerados de los adictos del mundo.”

La love
“Para mí a Kurt lo volvió loco la mujer y no sé quién más. Yo a Courtney la odio, la odio, la odio… Me acuerdo de Evan Dando [cantante de los Lemmonheads y sospechado amante de Love], en esta misma cama, después de cagarnos a trompadas con todo el mundo en Júpiter [el boliche que tenía García detrás del Alto Palermo], llamando a Courtney Love y teniendo discusiones a los gritos sobre un revólver… Esta Courtney… Yoko Ono es un poroto al lado de ella.”

La alternatividad
“Lo que digo es que si vos escuchás un disco de Nirvana y entendés un poco de música, te das cuenta de que tocan como la puta madre. Eso es lo que lo diferenciaba del resto de los alternativos, o del grunge. Eran los únicos alternativos que tocaban bien. Ahora alternativo es casi bueno . Si no sabés tocar muy bien sos alternativo. Progresión de acordes inusuales, blablabla… ¡No, es que están mal! Ellos en cambio tocaban recontra-fuerte. Mezclaban sensibilidad Paul McCartney con heavy metal y Ramones. Y les salía algo bastante original. En vivo eran tremendos. No los vi en persona, pero vi videos, como ese de Brasil en el Kurt sale con una silla de ruedas, igual que yo en la presentación de La hija de la lágrima . Eso no se puede fabricar, es infabricable. Eran eso. ¡Y encima sonaban como Led Zeppelin!”

La mala vida
“Las historias que cuenta Cobain de su niñez son terribles. Por más que la camisa de franela a cuadros sea divina, a mí no me hubiera matado la de nacer en el Parque Yellowstone y que me viole mi tío y ser más pobre que un gusano y todo eso. Y vivir en una ciudad que tiene el monumento a la aguja espacial y… Qué sé yo. Se dieron todas las coordenadas como para que el pibe, siendo inteligente, tuviera la sensibilidad a re-full. Y se enamoró e hizo todo como cualquier buen hombre despierto hubiera hecho.”

El club de los 27
“¿Sabés el chiste del club de los 27 [habla de los músicos muertos a los 27 años]? Hay una fiesta del club de los 27 en el cielo o en el infierno, donde sea. Están todos: Jimi Hendrix, Janis Joplin, Brian Jones, Jim Morrison, Kurt Cobain… Hay una gran zapada, pero falta un baterista. Suena la puerta y aparece… ¡Karen Carpenter! Pobre Karen… Anoréxica. No tocaba mal la batería, pero te la encargo.”

La muerte joven
“Jodas aparte, no sé como habría seguido la vida de Kurt. Podría haber tenido un final feliz, amigado con Courtney y todo, o podría haber sido un desastre. Teorías de velorio. Esos que dicen que el que se mata es un cobarde… Para mí hay que ser muy valiente para matarse. Tenés que tener un dolor realmente muy fuerte. Todos alguna vez nos quisimos matar entre comillas. Pero de ahí a hacerlo… No le veo el negocio a la muerte joven, ¿entendés? Hacer algo para que lo disfruten los demás es estúpido. Es lindo en los otros, pero en uno no es muy práctico. No podes levantarte al día siguiente para ver la noticia en el diario.”


Texto y entrevista de Pablo Plotkin
(publicado en Rolling Stone Argentina)


Archivado en: Música

Roy Lichtenstein

 


Roy Lichtenstein siguió pintando hasta 1997, fecha en la que murió de neumonía en Nueva York, la misma ciudad en la que había nacido

Archivado en: Arte

Warhol, lo cotidiano es arte y glamour

 

Andy Warhol

Biografia“Puedes escribir libros, salir en la tele, conceder entrevistas: eres una gran celebridad y nadie te desprecia por ser un ladrón. Aún estás en las alturas. Esto se debe a que lo que más quiere la gente son estrellas.”

Andy Warhol

Nació el 6 de agosto de 1928 en Pittsburgh, Pennsylvania, en el seno de una familia de origen checo. Estudió la especialidad de pintura y escultura en el “Carnegie Institute of Technology” y tras terminar la carrera en 1949 se trasladó a Nueva York, donde fue rápidamente reconocido como ilustrador publicitario y diseñador gráfico. Maestro del mass-media, pirata del arte, andrógino provocador, homosexual y tímido, paranoide con delirios de grandeza.

Admirado, envidiado, odiado hasta el punto de haber sobrevivido en 1968 a un episodio ocurrido en la propia Factory, oscuro en lo personal y en lo artístico, cuando Valerie Solanis le disparó tres veces sobrevive de milagro. Habitual del mundo dislocado del Nueva York de los 70, de los happenings, las fiestas privadas, la psicodelia, el alcohol y las drogas. El cambio de apellido (de Warhola a Warhol) se debió al siguiente error: la revista Glamour Magazine publicó un dibujo suyo titulado Success is a Jobz en agosto de 1949, pero por error su apellido apareció como Warhol, en lugar de Warhola. Desde entonces decidió utilizar el nuevo apellido. En los años sesenta atrajo la atención con exposiciones de imágenes sorprendentemente banales, tales como Lata de sopa Campbell (1965, Leo Castelli Gallery, Nueva York) y Botellas de Coca-Cola verdes (1962, Whitney Museum of American Art, Nueva York), o de estrellas famosas como Marilyn Monroe (1962, colección de Mr. y Mrs Burton Tremaine).

La importancia de estas imágenes reside en el hecho de que fueran objetoscotidianas y que, al ser impresos, podían ser repetidos mecánicamente hasta el infinito. Siguió el mismo camino en su trabajo cinematográfico experimental, como The Chelsea Girls (1966), semidocumental de siete horas. En 1963 rodó su primer largometraje con un plano secuencia de un hombre durmiendo: “Sleep”, de 8 horas de duración, en la línea vanguardista del músico Erik Satie y “Empire”, plano secuencia de ocho horas del edificio Empire State Building. Su cine, lo componen títulos como “Blow Job”, “Couch”, “Mario Banana”, “Harlot”, “My Husler” y la famosísima “The Chelsea Girl” rodada y proyectada mediante dos proyectores en dos pantallas, simultáneamente. Desde planteamientos hiperrealistas, realizó todo su cine, de 1963 a 1973, de forma independiente, creando una serie de “superestrellas” del “Underground” como Viva, Joe Dallesandro, Nico, Ingrid Superstar, Edie Sedgwick, Mario Montez y Paul América, que interpretarán delante del “ojo salvaje” de la cámara de Warhol sus vidas modernas. Warhol nunca pintó directamente, ni dirigió, ni escribió guiones ni colocó la cámara en ninguna de sus películas. Intervino más como ideólogo y artista famoso que firma un “producto” artístico. Hacia finales de los sesenta, fue Paul Morrisey, quien realizó la más popular serie de sus películas “realistas”: “Flesh”, “Trash”, “L’amour” y “Heat”, seguidas de dos coproducciones internacionales con Carlo Ponti: “Sangre para Drácula” y “Carne para Frankenstein”, en 3-Dimensiones. Entre las publicaciones de Warhol destacan Mi filosofía de A a B y de B a A (1975) y America (1985), colección de fotografías sobre la vida en Estados Unidos. De 1969 hasta su muerte publicó Interview, revista mensual con artículos ilustrados sobre las celebridades del momento. Al final de su carrera seguía participando en proyectos realizados en colaboración: así, trabajó con Jean Michel Basquiat y Francesco Clemente en lienzos pintados por los tres artistas. Las obras de las series de 1986, The last Supper (La última cena), Camouflage (Camuflaje) y Self-Portrait (Autorretrato), alcanzaron proporciones monumentales. Consideradas poco después como reflexiones sobre una muerte que llegaría el 22 de febrero de 1987, a las 6:31h de la mañana, en el New York Hospital después de una operación a la que había sido sometido. Muchos lo consideran como el artista americano más influyente de la segunda mitad del siglo XX. Aun vivo ya era una leyenda por obra, su extravagancia, el número de los escándalos que suscitó, sus 200 pelucas y su vestuario sin olvidar sus decenas de Rolex. El propio Warhol se había convertido por derecho propio en una imagen de marca registrada. En 1994 abrió sus puertas en Pennsylvania el museo Andy Warhol, el museo más grande de Estados Unidos dedicado a un sólo artista.




Archivado en: Arte

Zappa, el genio que no muere

Frank Zappa (1940-1993) es uno de los músicos más destacados del rock. Y también uno de los más prolíficos: a lo largo de sus casi treinta años de carrera grabó más de setenta discos y dirigió cerca de una decena de películas. Además, realizó numerosas giras mundiales (con escala en España) y grabó, a lo largo de su dilatada trayectoria, con músicos del calibre de John Lennon, The Chieftains, Sting o Steve Vai.

El rock de Zappa tiene dos características principales. En el terreno musical, se define por la fusión: Zappa también escribía música clásica (que ha sido interpretada, entre otros, por Zubin Mehta, Pierre Boulez y Kent Nagano) y en sus discos podemos encontrar varios estilos musicales (no sólo clásica y rock, sino también jazz, reggae y electrónica). En lo que respecta a las letras, suelen ser irónicas y críticas con la sociedad de su tiempo. Así, su influencia se nota en la serie Los Simpson. Su creador, Matt Groening, ha confesado en más de una ocasión ser fan de Zappa hasta el punto de que los guiones de los episodios están basados en el humor del músico.

A través de sus canciones, sus discos y sus conciertos, el músico trató de movilizar a la juventud norteamericana para que ejerciera su derecho al voto y tomase conciencia política ante las políticas del partido republicano de Reagan. Zappa llegó a comparecer en 1985 como testigo en el Senado estadounidense para defender el derecho de los artistas a la libertad de expresión, ante las pretensiones de la clase política del momento de censurar las canciones de rock con contenidos sexuales.

Iconoclasta :

Un iconoclasta es una persona que se opone a la veneración de imágenes o ídolos. En lenguaje coloquial, se utiliza también para referirse a aquella persona que va a contracorriente y cuyo comportamiento es contrario a los ideales, normas o modelos de la sociedad actual o a la autoridad de maestros dentro de ésta, sin que implique una connotación negativa de su figura.

Fuente: Taringa 

Archivado en: Música

junio 2007
L M X J V S D
    Ago »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930  

twitter

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

View my FriendFeed

Wakoopa 2

Software tracking

Me visitan

Sigue esta campaña

Add to Technorati Favorites

Delicious

Top Clicks

  • Ninguna